Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Martes, 26 de junio de 2012

La protesta de un caradura

Guardar en Mis Noticias.

Me dicen que el inefable Carlos Penit estaba en primera fila de la manifa contra los recortes de los servicios públicos que ayer tuvo lugar en Pinto. ¿Pero aún anda Penit por ahí?, respondí, convencido de que la mera presencia de un individuo como éste contamina cualquier causa, cualquier protesta. Me explico.


1º. A los pocos años de ser elegido alcalde de Pinto por el PCE (1979) ya varios de sus compañeros de partido (tres de ellos concejales) llevaron a las ejecutivas regionales del PCE y de IU “la sorprendente y escandalosa mejora del nivel de vida de Carlos Penit Rodríguez” y de que “hacía operaciones urbanísticas contra derecho”. Esas ejecutivas respondieron a los honrados militantes con la expulsión del partido, por lo que llevaron el asunto a los tribunales de Justicia quienes les dieron la razón y condenaron a Penit por un delito de prevaricación, inhabilitándolo para todo cargo público por un periodo de seis años y un día.


2º. Durante el juicio se pudo demostrar, además, que Penit evadía impuestos, aunque cobraba del Ayuntamiento. Otra prueba de su catadura moral.


3º. Justo antes de ser inhabilitado por el Tribunal Supremo por indigno del cargo, Penit REGALÓ A FUENLABRADA LA PARTE PINTEÑA DEL POLÍGONO COBO CALLEJA. El alcalde de Fuenlabrada le reconoció la dádiva fichándole de Director Financiero (¡manda huevos!), un cargo de confianza para el que no tiene la más mínima capacitación y por el que cobraba más de seis millones de pesetas en los años noventa.


4º. Además de ser condenado por chorizo, Penit fue también dos veces condenado por agresiones. Una por una patada en salve sea la parte a un compañero de partido y otra por abrir puertas a patadas. Además, este impresentable sujeto ha estado inmerso en varias peleas callejeras (incluso recientemente).


5º. Una de sus últimas golfadas fue en sus postreros años como concejal de Pinto. En 2008 todos los concejales decidieron bajarse un 10% el sueldo, menos él. Un concejal le afeó entonces que no se bajase el sueldo “como hemos hecho todos los demás de esta Corporación”. Genio y figura, Penit respondió con chulería: “Ni en sus mejores sueños piense usted que le voy a hacer caso”.


Sería prolijo seguir con la casuística de este vividor de la política que ha sobrevivido a todas las tormentas hasta que en mayo del año pasado el pueblo de Pinto le dijo basta. El rechazo al personaje lleva aparejada la sepultura de una impresentable Izquierda Unida de Pinto que aún no ha pedido perdón por defender durante 33 años a un delincuente convicto.


Pero a Penit sólo le importa Penit. Y en este sentido ha sido un triunfador en la política pinteña. El mejor. Porque este saltimbanqui y titiritero de la política alcanzaba en los periodos electorales su mayor esplendor. En esas fiestas de ilusionistas, Penit sacaba de su chistera los grandes conejos blancos de las soluciones a nuestros problemas y con su labia fácil hacía creer a algunos que él era la solución. Para luego volver a comprobar la sensación de esterilidad e impotencia, el engaño y la peste.


Penit, que ha vivido hasta su opípara jubilación a cuenta de la política, ni ha tenido vergüenza ni decencia ni la más mínima sensibilidad democrática. Y este fulano que exige a los demás lo que él no ha cumplido (ha sido partícipe desde el poder de la mayor parte de las privatizaciones de servicios públicos que se han realizado en Pinto) ¿se manifiesta contra qué?


Ante el "currículum" de personajes de la catadura moral de Penit, no puedo ni debo ser políticamente correcto, por lo que sólo me resta decir: “Lo siento, Lucas, el saldo de mi paciencia se ha agotado. Por favor, deja ya de joder y vete a la mierda. Gracias”.

Noticias relacionadas
Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
ZIGZAG Digital • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress