Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

José Carlos Timón
Jueves, 1 de febrero de 2018

Pinto visigodo (II)

Guardar en Mis Noticias.

Los yacimientos “Tinto Juan de la Cruz” y “La Indiana” presentan un marcado carácter rural, siendo pequeños asentamientos que acogerían a un pequeño número de familias encargadas de labrar las tierras de cultivo.

[Img #18978]En la anterior entrega sobre el Patrimonio Histórico de Pinto, se mencionó el pasado visigodo del municipio. Quizás los vestigios visigodos sean los más desconocidos de todos los periodos históricos de la Península Ibérica para el público general, debido a que se encuentra comprendido entre dos grandes periodos históricos, el romano, y la Edad Media, y a que apenas dejaron grandes construcciones en piedra. Por otra parte, entre los especialistas muchas veces hay controversias al clasificar un material como tardorromano o visigodo.

En lo que respecta a Pinto, el crecimiento urbanístico provocó que a finales de los 90 y en la primera década de este siglo se realizaran una serie de prospecciones, sondeos y finalmente excavaciones que sacaron a la luz varios yacimientos con presencia visigoda. Los dos más notables fueron “Tinto Juan de la Cruz” y “La Indiana”.

Ambos yacimientos presentan un marcado carácter rural, siendo pequeños asentamientos que acogerían a un pequeño número de familias encargadas de labrar las tierras de cultivo. Pero no pensemos que se trata de dos pequeñas aldeas muy lejanas de otros núcleos. Al contrario, en la vecina San Martín de la Vega se localizaba el poblado de Gózquez, de mayor tamaño, en lo que actualmente se corresponde con los terrenos del parque temático. También se han encontrado asentamientos o necrópolis visigodas en Aranjuez (Cacera de las Ranas), la necrópolis de Villaverde, Rivasvaciamadrid (Congosto) o Arroyomolinos (El Pelícano), con las que probablemente los asentamientos encontrados en Pinto tuvieran relación. Y todos estos enclaves tendrían como referencia la ciudad de Complutum y la necrópolis del Camino de Afligidos (Alcalá de Henares), ya bajo un dominio visigodo.

Tinto Juan de la Cruz | El yacimiento fue descubierto por la urbanización del polígono industrial Las Arenas junto al arroyo Culebro, Se trata de un yacimiento con una cronología que se inicia en el siglo I d.C., con una villa romana de carácter agropecuario, y que finaliza en el siglo V d.C., con su uso como cantera de materiales, y reutilización del espacio para la construcción de cabañas de piedra y madera y la necrópolis visigoda, con 80 inhumaciones entre adultos e infantiles datadas en el siglo V d.C.

Entre los materiales de época visigoda recuperados se encuentran varios broches de cinturón y fíbulas, elemento muy presente entre los materiales visigodos.

La Indiana | Ubicado en el espacio que delimitan las actuales calles La Rioja, Cataluña, Países Bajos, Reino Unido, Luxemburgo, Asturias y plaza Martín Sánchez. Se trata de un yacimiento cuya primera presencia humana se data en la Edad del Bronce. En época romana, se documenta una villa también de carácter agropecuario de menor entidad que la de “Tinto Juan de la Cruz”. El periodo de ocupación finaliza en los siglos VII y VIII con la presencia de una necrópolis visigoda.

Se han documentado una media docena de cabañas de suelo rehundido, junto con un centenar de silos, asociándose dichas estructuras con la necrópolis existente. También se han recuperado algunos broches de cinturón de factura visigoda.

Desafortunadamente los restos hallados no eran de una gran entidad para ser conservados, pues únicamente quedaban los zócalos de piedra, los fondos de cabaña, y las fosas de cada tumba, y se despejaron ambas zonas para el desarrollo del municipio.


Para profundizar en el conocimiento de estos yacimientos damos las siguientes referencias bibliográficas:

Los trabajos de R. Barroso Cabrera y J. Morín de Pablos (y otros): ‘Los yacimientos de Tinto Juan de la Cruz-Pinto (ss. I al VI d.C.). Reflexiones en torno a dos problemas de la historia medieval española: Las necrópolis visigodas y el neogoticismo astur’. Estudios de Prehistoria y Arqueología Madrileñas nº. 12. pp. 145-174 (2002); ‘La necrópolis hispanovisigoda de Tinto Juan de la Cruz (Pinto, Madrid)’. Zona Arqueológica Nº. 8, 2. pp. 537-566 (2006); ‘La necrópolis hispanovisigoda de La Indiana (Pinto, Madrid)’. Zona Arqueológica Nº. 8, 2. pp. 567-580 (2006); ‘El hábitat rural durante la época visigoda romana en la Comunidad de Madrid’. Bolskan: Revista de Arqueología del Instituto de Estudios Altoaragoneses Nº. 20. pp. 177-190 (2006); ‘El mundo funerario de época visigoda en la Comunidad de Madrid’. Actas de las primeras jornadas de patrimonio arqueológico de la Comunidad de Madrid. pp 183-214 (2005).

Y el trabajo de A. Vigil Escalera, ‘Nuevas perspectivas sobre la arqueología madrileña de época visigoda’. Actas de las primeras jornadas de patrimonio arqueológico de la Comunidad de Madrid. pp. 169-182 (2005).

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
ZIGZAG Digital • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress