Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Jueves, 26 de octubre de 2017

Verdades y mentiras sobre el IBI

Guardar en Mis Noticias.

La extraordinaria importancia de este impuesto para las finanzas públicas (la mitad de los ingresos municipales se sustentan con este tributo) merece que se le dedique una especial atención, y esto es lo que hemos hecho en Zigzag en las últimas décadas.

El gobierno de Pinto ha rectificado presentando a Pleno una nueva ordenanza del tributo local más oneroso para los vecinos, el impuesto de bienes inmuebles (IBI), que ha sido aprobada por la unanimidad de todos los grupos políticos. El recibo del IBI bajará el próximo año un 12,7%, o lo que es lo mismo, una media de 70 € por recibo. 

La extraordinaria importancia de este impuesto para las finanzas públicas (la mitad de los ingresos municipales se sustentan con este tributo) merece que se le dedique una especial atención, y esto es lo que hemos hecho en Zigzag en las últimas décadas. A continuación resumimos las vicisitudes de este impuesto en los últimos cinco años.

El subidón | La revaloración de los valores catastrales de Pinto desde el año 2004 hasta 2013, a un ritmo de un 10% anual, más la subida de un 25% en el tipo del IBI decretada por el gobierno de Rajoy (PP) en 2011, incrementaron brutalmente este recibo en nuestro municipio. En plena crisis económica, supuso una pesada losa económica para muchos conciudadanos. Así los 500 € de impuesto municipal por el recibo medio del IBI en Pinto en 2011 -impuesto superior ya entonces a la media de la Comunidad de Madrid- pasaron a ser 720 € en 2013.

Protestas | El rechazo a este expolio fue generalizado en toda la sociedad pinteña. Incluso el propio gobierno local del PP manifestaba que la cuantía del recibo era “excesiva e injusta” (Tamara Rabaneda). Los partidos (PSOE) y movimientos de oposición (que hoy forman la confluencia de Ganemos Pinto) fueron más allá y organizaron manifestaciones contra ese “atraco del PP a los ciudadanos de Pinto”.  El hoy alcalde (Rafael Sánchez), calificó de “brutal” el recibo y tras las manifestaciones declaró entonces que “esperaba que el gobierno pinteño tomase nota y actuase”.

Revisión | Como el tipo de gravamen del IBI (competencia del Ayuntamiento) era el más bajo que permite la ley (0,40%), el gobierno local no tenía margen para bajar el recibo. Por ello, el Ayuntamiento utilizó en 2014 la única baza de la que disponía: pedir al Catastro (órgano del Ministerio de Hacienda) que revisase a la baja los inflados valores catastrales de Pinto, fruto de la especulación inmobiliaria de los años de la burbuja del ladrillo en los que se había hecho la anterior revisión catastral.

El Catastro realiza la revisión y traslada al Ayuntamiento en junio de 2015 una nueva ponencia de valores catastrales que baja éstos en un 43% de media, lo que abre la puerta para que por fin se pueda bajar de forma significativa el inflado recibo del IBI, que en los últimos años había subido alrededor de un 50%.

Decepción | Las elecciones municipales de mayo de 2015 dan la mayoría de concejales a la suma de Ganemos Pinto y PSOE, lo que echa del gobierno al PP. El nuevo gobierno convoca un Pleno extraordinario y urgente el 2 de julio en el que la mayoría (Ganemos y PSOE) decide subir el tipo de gravamen del IBI del 0,40 al 0,75, ¡un 87%!, desdiciéndose así de sus movilizaciones en la oposición contra el “brutal recibo del IBI en Pinto”.

Para atraer el voto del PSOE, el alcalde Rafael Sánchez llega a amenazar en Pleno con que si no le aprueban la exorbitante subida, “devuelvo la ponencia al Catastro”, lo que supondría mantener los exagerados valores catastrales contra los que se había manifestado. Amenazar con la devolución fue el colmo del travestismo político.

Además, en la tramitación para lograr la subida del tipo  del IBI, el gobierno de Ganemos mintió en varios asuntos, como que no tenía plazo para discutirlo con la oposición (informó de la ponencia a la oposición el 1 de julio y convocó el Pleno urgente para el 2 de julio, pero el informe de los técnicos lo tenía desde el 19 de junio), tampoco era cierta la urgencia en aprobar el informe de ponencia, puesto que tenía de plazo hasta el 31 de julio (“para aprobar los nuevos tipos de gravamen del IBI por los ayuntamientos se amplía el plazo hasta el 31 de julio”, señalaba la Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2015).  Como se ve, el procedimiento seguido fue torticero por parte del gobierno.

Informes técnicos | Cierto que  Ganemos (y el PSOE: “Nosotros creemos en los técnicos municipales y si ellos dicen que no se puede bajar el tipo del 0,75%, pues aunque no nos guste lo aceptamos”) se escudaron en los técnicos para excusar la traición a sus promesas. Así la interventora dijo en su informe que “por debajo del 0,75% en el tipo del gravamen sería inviable para el Ayuntamiento seguir manteniendo los gastos necesarios para el mantenimiento de los servicios públicos”.  Informe que el tiempo demostró completamente erróneo.

Entonces, la concejala de Hacienda (Consoli Astasio) manifestó que “si realmente nos hemos equivocado, lo que dudo [se refería a la subida del tipo al 0,75%], estamos en plazo para bajarlo”. Pero por lo visto no ha sido hasta dos años después cuando se ha dado cuenta de que estaba equivocada, aunque, por supuesto, ella -y el alcalde- mantengan la teoría de la cuadratura del círculo: tenían razón antes y la siguen teniendo ahora.

Bajada | También es cierto que los recibos del IBI no subieron en ningún caso en 2016 (se mantuvieron iguales para unas 6.000 referencias catastrales) y bajaron en diferentes porcentajes para otras 25.000 referencias catastrales, pero en todos los casos la bajada estuvo muy alejada de lo prometido.

Habiéndose demostrado erróneos los argumentos del gobierno en este tema, llama la atención que no lo reconozcan. Incluso la concejala de Hacienda sostiene como principal argumento que “ahora” sí es posible una bajada del IBI por la buena gestión económica de Ganemos y el “descenso de los gastos”. Una falacia más puesto que los gastos del Ayuntamiento en el primer año completo de gobierno de Ganemos (2016) fueron de 44 millones de euros, mientras que los gastos del último año completo del anterior gobierno del PP (2014) fueron de 43 millones de euros.

En todo caso, me quedo con lo positivo: en 2018 baja el recibo del IBI. ¡Lástima que esta misma bajada no se hubiese aplicado ya desde 2016!

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
12 Comentarios
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 23:36
Raul
2, Otro comentario con todo el respeto. Hacen un artículo ala concejala de Hacienda Consoli Astasio nigun comentario a favor de dicho artículo que se le hace ala concejala. Salen 2 artículos más criticando ala concejala de Hacienda. Que si estimado Agustín que el Zigzag es suyo y se refreja el cariño hacia la concejala de Hacienda Consoli Astasio ese cariño tan fuerte vendrá como mira el dinero delos Pinteños como se gaste dicho dinero. Yo siguire leyendo el Zigzag y siempre que tenga algo que comentar y tengas a vien reflejarlos dichos comentarios. Estimado Agustín gracias. Un saludo
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 23:16
Raul
1, Quiero decirle sobre el punto 5. Lean informado mal, toda empresa conlleva facturación de todo los GASTOS toda clase de materiales y más esta empresa municipal de Aserpinto, solo le digo uno que se gasta es el GASOIL y así mucho más, y otros gastos no podría numerar siendo tantos como son. Sobre el Ayuntamiento usted sabe que el año 2014 que gobernando el PP tuvieron que sacar del ayuntamiento 200.000.euros y reponer en la empresa de a Aserpinto estava enla quiebra el año anterior fue cuando privatizaron parte de Aserpinto. Cuando entro a gobernar el municipio Ganemos Pinto se debía alos bancos casi 900.000 euros y casi en ruinas, no se que ubiera pasado. Al día de hoy todo pagado con el dinero de Aserpinto Esto duele y como duele. Nunca a estado Aserpinto sin deudas.
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 22:55
Raul
Estimado Agustín Alfaya. Lo primero agradecer que mis comentarios se publique en el Zigzag. Gracias de nuevo por pasar este último comentario de esta tarde hora 15:17 ya queda reflejado y dicho por mi con todo respeto sobre tus artículos
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 15:17
Raul
Señor Agustín gracias por dedicar su tiempo a espricar lo mismo que viene reflejando en todo sus artículos. Que si en algunas cosas estoy de acuerdo, pero en la mayoría yo tengo otra opinión lo siento. Ledire yo como ciudadano lo veo todo en positivo, tenga en cuenta yo no soy periodista ni soy dueño del Zigzag. Usted y los ciudadanos de Pinto si sabemos que este pueblo llamado pinto supuestamente el gobierno del PP puso dinero delos Pinteños para los actos de PP nacional. Así que señor Agustín, todos los políticos que meten la mano tenían que estar como mínimo en sus casas. Le digo cuentas saneadas para que los vecinos pagemos menos. De nuevo le doy la gracias. Y usted dirá una cosa y yo otra. Un saludo. .
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 11:56
Agustín Alfaya
En estos tiempos convulsos, Sr. Raúl, es reconfortante que una persona exprese su opinión con la corrección con que lo hace usted. Así pues mi primer comentario es para agradecerle el tono de su opinión y constatar que coincidimos en algo tan importante como el respeto y la defensa de la libertad de expresión y de opinión que yo suelo ilustrar con una frase atribuida a Voltaire: “No estoy de acuerdo con lo que usted dice, pero lucharía para que pueda decirlo”.
Sobre el fondo del asunto quiero hacer unas precisiones para lo cual utilizaré varios comentarios ya que no caben en uno:
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 11:55
Agustín Alfaya
1. La Sra. Rabaneda gobernó Pinto en dos ocasiones, la primera de 2007 a 2008 y la segunda de 2011 a 2015. La gestión económica del PP de Rabaneda en el primer periodo (2007-2008) fue despilfarradora y continuista con la anterior, sin enterarse de que España había entrado en una crisis económica profunda. Yo critiqué en ZZ entonces la política económica de Rabaneda.
2. En el segundo periodo (2011-2015) el PP de Rabaneda cogió el gobierno municipal con una deuda de 55 millones de euros debido al fracaso del gobierno Tripartito. Cuando Rabaneda dejó el gobierno, la deuda era de unos 30 millones de euros y el Ayuntamiento estaba saneado y con las mejores cuentas de los municipios del entorno. Obviamente este punto no se puede más que aplaudir por parte de los que queremos lo mejor para Pinto (hasta lo aplaudía en las conversaciones privadas el hoy alcalde y entonces portavoz del MIA).
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 11:55
Agustín Alfaya
3. Sin embargo, ZZ y yo en concreto criticamos que esa bonanza de las cuentas públicas -sobre todo en los dos últimos años- no se trasladase más a la microeconomía (ciudadanía) y se quedase en la macroeconomía. Por otro lado, el PP dejó a sus sucesores un Ayuntamiento saneado para poder emprender políticas sociales e inversiones de altos vuelos (lo que aún no se ha hecho en profundidad por parte de Ganemos). El PP pensaba que seguiría gobernando y esta legislatura la dedicaría a ejecutar importantes inversiones.
4. Otro asunto esencial es cómo consiguió el PP ese buen resultado económico de las cuentas municipales. Y aquí entramos en el fondo del meollo y en una explicación de mi artículo ‘Verdades y mentiras sobre el IBI’. Pues bien, además de la subida acumulada anual de un 10% en los valores catastrales sin poder bajar el tipo de IBI, un decreto de Rajoy subió otro 25% más el recibo del IBI en Pinto. En definitiva, a partir de 2012 los ingresos de IBI se dispararon y fueron los causantes principales (además de ciertas medidas de ahorro que tomó el gobierno de Rabaneda) de la bonanza económica. Y esto se explicó en ZZ hasta la saciedad.
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 11:54
Agustín Alfaya
5. Usted, estimado Raúl, sabe qué decía el actual alcalde y los demás concejales de gobierno con respecto al recibo del IBI cuando gobernaba Rabaneda. Usted sabe lo que prometieron. Y usted sabe lo que incumplieron (y lo que es peor, quieren tener la razón antes y la quieren tener ahora).
6. Discrepo de usted, Sr. Raúl, en que ahora en Pinto “esté todo mejorado”. No creo que haya mejorado casi nada la situación de los polígonos de Pinto (algo esencial para la pujanza económica del municipio), no veo un modelo de ciudad atractivo, la limpieza es similar a la que había en los últimos ocho años, los impuestos siguen siendo demasiado altos para los servicios municipales que tenemos, las políticas sociales efectivas, las desconozco y algunas cosas de las que conozco me dan vergüenza… Y en cuanto a que “las cuentas de Aserpinto están saneadas” es un oximorón, es decir, las cuentas de Aserpinto dependen totalmente de lo que decida el Ayuntamiento pagarle a Aserpinto por sus trabajaos, puesto que el único ‘cliente’ que tiene Aserpinto es el Ayuntamiento y de él recibe los ingresos para ejecutar sus servicios.
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 11:51
Agustín Alfaya
He realizado esta larga explicación por lo que he dicho al principio. Creo que una persona que se expresa en términos educados como usted lo ha hecho merece un esfuerzo por parte de la persona a la que interpela. Eso he intentado hacer. Respeto su opinión, que además me ayuda a reflexionar porque la verdad tienen varias perspectivas y la suya me parece tan válida como la mía. Con un cordial saludo
Fecha: Domingo, 29 de octubre de 2017 a las 11:43
Agustín Alfaya
Gracias a Elena por su comentario. Aunque mi intención no es dar ningún 'zasca' a nadie, sino explicar qué ha pasado en Pinto en lo últimos años con el IBI, qué decían uno y otros y qué hace ahora. Saludos
Fecha: Jueves, 26 de octubre de 2017 a las 14:59
Raul
Señor Agustín Alfaya.Verdades y mentiras. Periodista y dueño del Zigzag es su opinión yo le respeto su artículo. Sólo le doy mi opinión, cuando usted hacia artículos sobre el gobierno del PP siempre resaltaba lo bien que lo hacía la señora Míriam Rabaneda laexcaldesa en lo económico usted lo resaltaba como algo grande, así y todo el pueblo de Pinto le votaron 7 concejales. El gobierno de Ganemos Pinto que tendría que decir usted enlo económico, todo mejorado en el ayuntamiento y las cuentas de Aserpinto saneadas. Se podría decir más cosas y usted dirá que no todo no lo hacen bien, de acuerdo con usted. 7 concejales un gobierno en minoría, y usted lo sabe el trabajo que se realiza para el pueblo dichos concejales. Señor Agustín es la opinión de un ciudadano de Pinto. Yo su opinión la respeto en que no la comparta. Un saludo.
Fecha: Jueves, 26 de octubre de 2017 a las 13:32
Isabel
blanco y en botella, otro zasca del señor alfaya

ZIGZAG Digital • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress