Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Carlos M. Gutiérrez
Martes, 4 de abril de 2017

Una IU, movimiento político y social como proyecto estratégico

Guardar en Mis Noticias.

Izquierda Unida de Pinto afronta el nuevo ciclo político en línea de continuidad con la trayectoria marcada desde la constitución de su Asamblea Local, allá por septiembre de 2015. Nuestro trabajo va a ir siempre encaminado a la recuperación de la esencia de Izquierda Unida desde su fundación: la construcción de un movimiento político y social.

Nuestro trabajo irá encaminado a consolidar los espacios de unidad popular ya existente y a fortalecer su trabajo político. En el ámbito de nuestro municipio intensificaremos nuestra labor en Ganemos Pinto como proyecto fundamental para la construcción de la unidad popular a nivel local.

Una cuestión que consideramos clave en nuestra actividad para el próximo período es la de la construcción del movimiento político y social como un proyecto de carácter estratégico. Hemos estado durante demasiado tiempo encerrados en la jaula de los ciclos electorales y ya es hora de que las prisas no condicionen la consolidación de espacios que tengan un carácter más ambicioso y de futuro. No se trata de ningún modo de abandonar la política institucional, sino combinar ésta con un proyecto más a largo plazo que sea capaz de crear sólidas herramientas para la transformación social.

La actividad relacionada con las instituciones será solo una parte de nuestra organización, parte importante, sí, pero no la fundamental. Si somos capaces de consolidar estructuras populares de base, la representación en las instituciones no  será otra cosa que su reflejo directo.  Estamos convencidos de que la participación en el conflicto, laboral, social o de cualquier otro tipo, es una labor fundamental para Izquierda Unida. Los centros sociales, las asociaciones de vecinos, las luchas por la vivienda, las del movimiento ecologista o  las del movimiento LGTBI, entre otros, son el espacio de construcción de las alternativas.

En un escenario en el que la salida a la crisis se está sustanciando en precariedad, con salarios de miseria, pérdida de derechos sociales y laborales y privatización de los servicios públicos, no podemos pensar que el conflicto no va a surgir. Además, la liquidación de las grandes fábricas y la segmentación de la clase trabajadora está colocando cada vez más al territorio como espacio privilegiado para el conflicto social. Sería excesivamente reductivo por nuestra parte pensar que todo esto puede ser resuelto o reconducido de modo exclusivo por la vía electoral.

Por eso, nos planteamos una Izquierda Unida para la intervención en cada uno de los conflictos y que pueda servir para trabajar en todas la reivindicaciones justas tanto a nivel local como regional o nacional. Y una IU Pinto que también participe de modo muy activo en la solidaridad internacional. Para comenzar a hacer realidad todos estos anhelos que expresamos, queremos que el local que compartimos con el PCE, y que hemos bautizado como “Centro Social Octubre” sea un espacio fundamental y que esté siempre abierto para todos los movimientos sociales, asociaciones culturales con contenido social o conflictos laborales de nuestra localidad.

Como decíamos más arriba, Ganemos Pinto es el espacio unitario en el que participa Izquierda Unida de Pinto y por el que sigue apostando de un modo más firme si cabe. Al igual de lo que decíamos sobre nuestra propia organización, consideramos que Ganemos Pinto debe ser mucho más que una coalición electoral o que una organización cuya única labor se desarrolle en el espacio institucional. En ese sentido trabajaremos porque Ganemos Pinto tenga una mayor presencia en la calle.

Para entender el trabajo tanto de Izquierda Unida como de Ganemos creemos que podemos aportar algunos análisis básicos que ayudan a comprender en el escenario en el que se debe desarrollar nuestro trabajo. En primer lugar pensamos que es necesario tener muy claro el carácter de clase tanto de las instituciones como de los diversos organismos de la llamada “Sociedad Civil”, esto nos aportará una visión más amplia y hará posible análisis más equilibrados y acordes con la realidad en la que nos movemos.

Y nos movemos un escenario, en Pinto y en España, en el que la derecha, desde posiciones extremadamente ideológicas y sectarias, disfrazadas de sentido común o de eficiencia, ataca a medidas tomadas desde la izquierda en aras del bien común, tachándolas de “ideológicas” o de “utópicas”. Desenmascarar ese mundo al revés, esa naturalización del capitalismo como único modo de vivir posible debe ser uno de los objetivos fundamentales que nos planteemos. La derecha privatiza y precariza desde su ortodoxia ideológica, no porque busque la eficiencia o el bien común, que no nos engañen.

Nuestro balance de la actuación de Ganemos Pinto al frente del gobierno municipal es bueno. Por fin se nota que gobierna la izquierda, con aciertos y errores, como no podría ser de otro modo. Aprender de los errores y profundizar en los aciertos debe ser el camino a recorrer, estamos convencidos  de que así será. Además consideramos clave la comprensión de los límites de los espacios institucionales.

Se han hecho muchas cosas en participación ciudadana, en cultura, en Memoria Democrática, en ecología y sostenibilidad energética, en el saneamiento de las cuentas municipales o en la protección animal, entre otras. Seguir trabajando y mejorando en estos ámbitos sería la clave de bóveda de la actuación municipal en el resto de la legislatura. Valgan las siguientes consideraciones como ejes que pensamos fundamentales en el desarrollo de la labor del gobierno de Ganemos Pinto.

Se debe avanzar en la progresividad fiscal. Gobernar para todos pero protegiendo a los más débiles. Eso incluye al IBI, pero siempre acercándose a la fiscalidad desde comprensión de la complejidad de los impuestos y no solucionando los debates acudiendo al populismo, como se hace frecuentemente desde la derecha.

El gravamen del IBI no es susceptible de progresividad, esto quiere decir que no es posible aplicar medidas  a este porcentaje fijado por el Ayuntamiento por las que los que más tienen paguen más. No podemos olvidar que la subida del porcentaje se ha producido ante la bajada de los valores catastrales, que era necesaria, pero que amenazaba con dejar a las arcas municipales en muy mala situación. Además ya se han articulado medidas en modo de ayudas para familias numerosas y personas propietarias de viviendas con menor valor catastral.

 El actual estado muy saneado de las cuentas municipales solo puede ser reflejo de una buena gestión y debería suponer el estudio de la posibilidad de disminuir el porcentaje fijado por el Ayuntamiento, siempre teniendo presente que lo fundamental es garantizar los servicios que presta el Ayuntamiento a los ciudadanos. En cuestión de impuesto no miremos el dedo sino la luna.

En cuanto a la Participación Ciudadana y la profundización de la democracia se ha avanzado notablemente. El hecho de que más de 2.000 ciudadanos de Pinto hayan participado en la elaboración de los Presupuestos Participativos constituye un éxito sin precedentes. Creemos que es necesario ir consolidando esos espacios de participación, siempre fomentando la pedagogía y haciéndolo de modo sosegado. Es necesaria una fase de concienciación y aprendizaje para pasar a otra más avanzada en la que la participación gane fuerza y la representación disminuya sus dimensiones. Ese es el objetivo final en nuestra opinión, que la democracia directa sea capaz de desbordar los límites de la representación.

Estamos convencidos de que hay que avanzar en la gestión de las relaciones con los trabajadores municipales, profundizando en la humanización de éstas y procurando eliminar cualquier residuo de los vicios de la gestión empresarial privada. Los trabajadores no son recursos humanos, sino seres humanos que merecen ser tratados como tales. Este es un ámbito fundamental para marcar diferencias con otro tipo de gestión y para demostrar que la izquierda es capaz de hacer las cosas de otro modo.

También pensamos que hay que seguir profundizando en el trabajo por la Memoria Histórica, lo hecho hasta ahora es mucho, pero hay que perseverar y mantener las conquistas alcanzadas, además sería deseable la eliminación completa de los símbolos franquistas de las calles de Pinto.

Desde luego que la cuestión de la limpieza y el mantenimiento va a resultar clave para la valoración que los ciudadanos hagan de la labor de Ganemos Pinto. Se debe trabajar a fondo, sin pausa, en la remunicipalización de servicios y seguir explicando y señalando que los culpables de la falta de eficiencia de la empresa privada que presta los servicios son los que han privatizado y blindado éstos, o sea,  el Partido Popular.

En nuestra opinión se ha avanzado bastante en cuestiones relacionadas con la ecología y la eficiencia energética, pero se debe seguir potenciando y dotando de contenido a espacios de participación como Agenda 21, y en lo que se refiere a la protección animal se debe actuar con firmeza no permitiendo ninguna manifestación que conlleve maltrato animal.

Entendemos, para resumir, a Ganemos como proyecto estratégico con una mirada a largo plazo que supere los ciclos electorales, y eso quiere decir, un proyecto que trabaje, al igual que IU,  para construir sociedad organizada y crítica.

Izquierda Unida de Pinto va a trabajar con absoluta autonomía política desde una total lealtad hacia el proyecto de Ganemos Pinto. Nos encontraréis en el trabajo en las instituciones, pero nos encontraréis, sobre todo, a vuestro lado en cada lucha en las calles, en cada conflicto laboral, en la reivindicación de la Tercera República, en la lucha por la vivienda, en la lucha por los derechos LGTBI, por la protección de los animales, en la lucha por la defensa de nuestro medio ambiente y en cada reivindicación justa que se produzca en nuestro municipio.

 

*Carlos M. Gutíérrez es Portavoz de IU-Pinto y miembro de la Coordinadora Regional de IU-Madrid.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
1 Comentario
Fecha: Lunes, 17 de abril de 2017 a las 12:16
Raphael
Al PCE se lo cargó Anguita, a Anguita Izquierda Unida, a Izquierda Unida Alberto Garzón y a Alberto Garzón, Podemos.
Espero que aqui no se os coma Ganemos que por el momento tiene toda la pinta. Suerte porque teneis que lidiar con un pasado muy doloroso en este pueblo.

ZIGZAG Digital • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress