Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Bartolomé del Valle
Viernes, 27 de mayo de 2016
Pablo Blesa, director general de Chocolates Eureka

“Pronto se podrá comprar el chocolate de Pinto en EEUU, México o Rusia”

Guardar en Mis Noticias.

[Img #14592]La historia del chocolate de Pinto tiene un presente y un futuro próspero. Junto a los trabajadores -varios de ellos con cerca de 40 años en la fábrica-, los nuevos propietarios han querido demostrar que con tesón y esfuerzo es posible hacer renacer la industria pinteña y mirar al futuro con descaro, basándose en dos premisas: ofrecer calidad y trabajar como si de una familia se tratase.

La cara visible y amable de este grupo de empresarios agroalimentarios es Pablo Blesa, director general de Chocolates Eureka. En el 150 aniversario de La Colonial nos abre las puertas de la fábrica de chocolate de Pinto, desde donde mira al futuro con determinación. Tras haber solucionado los problemas económicos, aumentar el número de trabajadores y mejorar la calidad del chocolate, es hora de dar el salto internacional. En los próximos meses ya se podrá comprar chocolates Eureka en EEUU, México, Portugal o los países del mediterráneo, entre otros.

Queda lejos el desembarco en una empresa casi en quiebra…
Aquello fue un reto, porque además, cuando estábamos empezando a salir llegó la crisis del cacao de 2010 con la subida del precio de la materia prima por problemas políticos en Costa de Marfil, que tiene el 40% de la producción mundial del cacao. Además cuando estábamos levantando la cabeza la crisis económica nos volvió a poner en una situación complicada.

A partir de 2013 empezamos a respirar. Los accionistas han aguantado más de 12 años sin repartir un euro y los trabajadores, a los que se les pidió ayuda, respondieron de inmediato y aguantaron, por ejemplo, que no hubiera subidas de sueldo. Eso sí, a día de hoy ya somos más trabajadores que antes de toda esa situación. Por ese motivo, Chocolates Eureka está de nuevo en el lugar que le corresponde y que nunca debía de haber dejado.

¿Cuáles son los próximos retos?
Estamos desarrollando nuevos productos y buscando nuevos mercados a través de una expansión internacional. El haber sido seleccionados en 2015 por el Ministerio de Industria y la Federación Española de Industrias de Alimentación y Bebidas para formar parte de un Programa de Crecimiento Empresarial nos ha ayudado mucho. Ofrecemos calidad. Traemos el mejor cacao del mundo, la almendra nacional, la mejor leche…

¿Cuándo se va a poder comprar el chocolate de Pinto fuera de España?
A muy corto plazo. Ya tenemos la licencia FDA para poder exportar a EE.UU. También tenemos muy avanzados los contactos con México y Portugal. También hemos trabajado con tiendas especializadas de Inglaterra o Eslovaquia. En Moscú han probado nuestro producto y tiene que salir también un nuevo pedido.

¿Cómo es el I+D en el chocolate y cuánto se tarda en hacer un nuevo chocolate?
Desde que llegamos tuvimos claro que no podíamos ser el que más chocolate fabricáramos pero teníamos que aspirar a que fuera el mejor chocolate. Y lo hemos conseguido. Trabajamos despacio el chocolate, casi de forma artesanal, con materia prima de primera calidad. Llevamos años trabajando en mezclar el cacao con otros componentes para darle un valor añadido. El primer resultado de esa investigación es el Caoflor Sport, un nuevo producto que es cacao en polvo con quinoa. Además, hemos conseguido elaborar una tableta también con quinoa, “La Colonial de Eureka”, con la que queremos dar visibilidad a la mezcla entre nuestra tradición con la innovación.

Llevamos desarrollando este proyecto dos años. Por ejemplo, la idea de utilizar quinoa vino tras un viaje de un socio a Perú. Pero desde que se tiene la idea hasta el resultado final pasa mucho tiempo.

Utilizan la imagen de la deportista pinteña más importante: Sandra Aguilar...  
Somos partidarios de que la riqueza hay que crearla lo más cerca posible y al igual que siempre que podemos trabajamos con especialistas de Pinto, en el caso de buscar un patrocinio primero buscamos aquí. Además, en Pinto tenemos muy buenos deportistas y Sandra Aguilar representa totalmente los valores que queremos transmitir: salud, esfuerzo, deporte, tesón, humildad y trabajo. Lo mismo ocurre con Daniel Caverzaschi, campeón de España de tenis en silla de ruedas.

[Img #14593]El producto es de calidad, la imagen es buena, pero ¿cómo es la distribución?
Hablamos en un sector, el de la distribución, cada vez más concentrado y en el que los grandes establecimientos trabajan principalmente con las grandes marcas que además de chocolate hacen galletas, batidos… En Galicia estamos en los principales lugares, en Andalucía es donde más vendemos, pero la distribución en Madrid es diferente.

Nosotros podríamos hacer el chocolate en Polonia y saldría más barato y tendríamos más beneficios, pero lo bonito es crear trabajo aquí y hacer el chocolate aquí. ¡Y comerlo aquí! La mejor forma de tenerlo cerca es pedir el chocolate de Pinto donde uno haga la compra o tome el chocolate.

Porque lo de que el chocolate es malo para la salud está olvidado, ¿no?
Hace décadas era malo el aceite de oliva, el vino... Al chocolate le pasó lo mismo y se ha demostrado que el chocolate, sobre todo el negro, es beneficioso para la salud a partir del 50% de cacao. Nosotros hemos logrado hacer agradable al gusto un chocolate con el 85% de cacao.

Ahora se destacan más las virtudes del chocolate. Es bueno para regular el colesterol, mejorar la memoria, contiene antioxidantes… y con las propiedades de la quinoa, mejora aún más.

Y que siga mejorando la salud del chocolate de Pinto…
Lo hace. Antes había trabajadores eventuales y ahora todos son fijos. Antes se ajustaba el trabajo en verano porque se vendía menos chocolate y ahora se trabaja igual. Somos una familia y nos protegemos los unos a los otros, eso es lo fundamental. Por eso los pinteños tienen prioridad para trabajar aquí.

 

CHOCOLATES EUREKA EN CIFRAS

· Más de 4 millones de euros en venta en 2015

· En 2016 se prevé alcanzar los 5 millones en venta.

· 25 trabajadores.

· 80% de los trabajadores de Pinto.

· Todos los puestos de trabajo son fijos.

· Mayoría de mujeres, también en los puestos de responsabilidad.

 

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
2 Comentarios
Fecha: Lunes, 24 de julio de 2017 a las 14:27
Fernando Rodriguez García
Después de visitar la fábrica y navegar un poco en internet, me gustaría realizar una serie de observaciones.
En 1995, la antigua Eureka, empleaba a más 80 personas, facturaba (convertido a euros actuales) más de 15 millones, y estaba entre los 10 principales fabricantes de chocolate de España. Con los datos de 2015, no parece justificada la autocomplacencia de su responsable.
En Eureka se fabrica chocolate y sucedáneo en la misma línea de producción. Eso puede afectar a la calidad del chocolate porque el sucedáneo se hace con grasas hidrogenadas.
Al visitar la fábrica no ves un solo grano de cacao. ¿Dónde está el mejor cacao del mundo?
Los únicos procesos manuales consisten en amontonar tabletas para introducirlas en las máquinas que las empaquetan y en meter en cajas las tabletas ya empaquetadas. ¿Chocolate artesano?
Fecha: Lunes, 3 de julio de 2017 a las 01:29
Javier López
Resulta sorprendente que el responsable de una empresa diga que es más barato fabricar en Polonia, un chocolate que se vende en España.
Es verdad que debido a los menores salarios, la diferencia del coste de la mano de obra directa, rondaría los 10 céntimos por kilo (si es mayor mas valdría cerrar la fábrica). El problema es que traer un kilo de chocolate de Polonia a España, cuesta más de 20 céntimos, es decir duplica el ahorro en fabricación.
Otra cosa es que sea más rentable tener una fábrica eficiente y distribuir a varios países, que tener fábricas pequeñas en cada uno de los países. (una multinacional fabrica chocolate con leche para media Europa en Cantabria)
Además si es un chocolate tan especial, ¿lo fabricaría cualquiera?
En fin, que seguirán en Pinto por muchos años.

ZIGZAG Digital • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress